Enfermedades comunes en mascotas

No es difícil el identificar cuándo nuestro perro o gato tiene algún problema en los ojos. Ya sea por enrojecimiento o por comezón, el saber que algo no está bien en su vista no es lo complicado, lo complicado en todo caso es saber por qué está pasando eso y cómo es que podemos contrarrestar esa incomodidad ocular en nuestra mascota.

Ya sea por factores genéticos o ambientales, incluso de contagio por estar en contacto con otras mascotas infectadas, nuestro gato o perro puede contraer una bacteria o virus que le afecte en su visión.

Veamos algunas enfermedades comunes en nuestra mascota y en qué consiste cada una de ellas:

Conjuntivitis. Se trata de una inflamación o infección en el ojo, lo cual produce enrojecimiento. ¿Qué la provoca? Bacterias, virus, hongos o alergias a tal o cual producto con el cual esté en contacto directo nuestra mascota.

Úlcera corneal. Se trata de una herida en la córnea, la cual es bastante dolorosa. El mismo perro o gato se la puede provocar por accidente, cuando esté jugando con otras mascotas o incluso esté peleando por su territorio.

Glaucoma canino. Es una enfermedad común. Se trata de un aumento de presión sanguínea en el ojo, lo que a su vez se traduce en alteraciones visuales. Por desgracia, el glaucoma canino no tiene remedio, sólo se controla el dolor que siente la mascota.

Entropion. Este sucede cuando la córnea se irrita por haber estado en contacto con los pelos, cuando el párpado por accidente se enrolla hacia el interior del ojo, causando un malestar visual.

Cataratas. Suceden cuando se opaca la lente visual de la mascota. Factores hereditarios son quienes las que generan en la mayoría de los casos, además de la diabetes y degeneraciones de la retina.

Ojo seco. Es normal que nuestra mascota lagrimee de vez en cuando, ya que eso quiere decir que el ojo está sintiendo un malestar y está generando anticuerpos. Sin embargo la lágrima de nuestro perro o gato muchas veces no es suficiente para desechar lo que le causa mal, y es entonces que esto le provoca un ojo seco. En este caso es conveniente comprar lágrimas artificiales para nuestra mascota.

Herpesvirus felino. Es cuando la córnea de nuestro gato sufre una infección vírica, muchas veces relacionada con síntomas respiratorios.

Algunas de estas enfermedades oculares en las mascotas son más comunes de lo que creemos, por ello es necesario estar atento a las reacciones de nuestro perro o gato.

¿Cómo sé si mi mascota tiene una enfermedad ocular?

De momento si el perro o gato se rasca mucho los ojos o tiene un lagrimeo constante, acompañado o no de lagaña.

En casos extremos y que hay que atender cuanto antes, cuando nuestra mascota pierda la visión de manera repentina, cuando notemos que sienta dolor en sus ojos, cuando veamos sus ojos blancos o muy dilatados y, sobre todo, cuando tenga una hemorragia ocular.

Muchas veces, con la detección oportuna y el tratamiento adecuado, podemos solucionar de manera efectiva la visión de nuestra mascota. Por ello hay que estar atento y no quitarles la vista de encima en sus conductas habituales.

Descarga nuestro e-book

Descarga gratis nuestra publicación ¿Cómo ven el mundo los perros y los gatos?

Descargar

Descarga gratis nuestro manual sobre el manejo y aplicación de medicamentos oftálmicos.

Descargar

Oftalvet Contacto

¿Te podemos ayudar?

Estamos para ayudarte en lo que necesites, cuidaremos de tu mascota y le daremos lo mejor para su bienestar
Dudas, citas, horarios, ¿Qué necesitas saber?

Ponte en Contacto